Turismo de Reuniones

Hoy el turismo de reuniones es un ejemplo de éxito para la industria en México. En los últimos años se ha presentado un crecimiento paulatino de este sector y actualmente representa el 8.7% del PIB de nuestro país.

La ubicación geográfica de México es sumamente conveniente para el turismo, por un lado se tiene una inmensa variedad de climas que son gancho para diferentes mercados turísticos, la cultura también es un factor importante para visitar México puesto que las distintas tradiciones son una atracción para extranjeros y locales. Aunado a esto, la distancia y posicionamiento entre Latinoamérica y Estados Unidos es un lugar estratégico para hacer negocios y llevar a cabo ferias, exposiciones y congresos.
Para poder comprender la industria del turismo de reuniones en México y el mundo es importante saber qué es, a quién va dirigido y a cómo lo podemos encontrar.
El turismo de reuniones es el segmento turístico que abarcan las actividades realizadas por personas que viajan a un país o estado con el fin de participar en una reunión, actividad grupal o conferencia tales como lo son convenciones, ferias, conferencias, viajes de incentivo, entre otros.
Vivimos en una sociedad acelerada, llena de cambios y descubrimientos diarios; la revolución de la ciencia, la tecnología y otras áreas hacen que surjan productos, diseños o modelos nuevos que llegan al mercado rápidamente, el desarrollo de los países y la conectividad entre ellos es fundamental para al crecimiento económico de las empresas, corporaciones y gobiernos. En una era como esta es inevitable pensar en un turismo internacional que le otorgue acceso a los empresarios para mantenerse conectados; es por ello que surge un modelo que permite organizar reuniones empresariales para alcanzar sus objetivos.

 

 ¿Qué representa el turismo de reuniones en México?

En México se calcula que cada año hay más de 265,000 eventos de todo tamaño que en conjunto convocan a 29 millones de participantes y generan derrama económica equivalente a 1.5% del PIB. De acuerdo con la Asociación Internacional de Congresos y Convenciones (ICCA), el gasto promedio de un viajero de reuniones es de cuatro a seis veces más que uno de sol y playa. Para un evento internacional, el gasto promedio es de 560 dólares por día y en un congreso latinoamericano es de 370 dólares, con una estadía promedio de 3.5 días.
El turismo de reuniones requiere de una estructura nacional para poder albergar a tantas personas en los eventos, organización aérea y terrestre, hotelera y turística.
México tiene una extensa red carretera en su interior, además de que cuenta con 59 aeropuertos internacionales y 28 nacionales. Existen 3,000 hoteles equipados con alta tecnología que invitan a sus salas de conferencia y salones para reuniones multidisciplinarias.
La ciudad de México cuenta con 11 centros de convenciones y hoteles de alta calidad donde pueden albergar a turistas que visitan estos salones de conferencias.Nuestro país tiene argumentos suficientes para competir en esta rama del turismo ya que cuenta con una variedad de Centros de Convenciones y Exposiciones, con espacios que van de 13,000 hasta 960,000 pies cuadrados, como el centro de convenciones de Jalisco que cuenta con un recinto ferial de 45,000 metros cuadrados para exposiciones y 2,100 para convenciones, esto convierte a la Expo Guadalajara en uno de las más grandes de Latinoamérica.
Además del espacio para las exposiciones y convenciones hay más de 56 destinos que incluyen grandes ciudades, playas y ciudades coloniales que complementan y aumentan el valor del turismo de reuniones.
Para aprovechar esta capacidad que México tiene para recibir a gente de la industria y el comercio y gente del índole empresarial se debe de crear estrategias para incrementar la competitividad y visibilidad del producto a través de la coordinación de esfuerzos de los actores públicos y privados que intervienen en la cadena productiva.

Entradas Recientes

Deja un comentario

Escribe lo que buscas y presiona intro

Danzantes en Bernal
WhatsApp chat